• María Luisa Díaz y Julia Juan se reúnen con los padres y madres para conocer sus problemas y se comprometen a reivindicar el cumplimiento de la Ley para solucionar los graves problemas del centro.

“Es hora de que alguien escuche por fin a las familias. El trato que se les está dando es, sencillamente, degradante”. Así se expresaron las candidatas al Congreso y al Senado por Ciudadanos en Melilla, Mª Luisa Díaz y Julia Juan, perplejas ante la inacción del Ministerio de Educación con los padres y madres del Centro de Educación Especial Reina Sofía en Melilla. “Es dantesco escuchar sus testimonios. Están obligados por Ley a llevar a sus hijos al colegio, pero saben que haciéndolo ponen en riesgo su salud y su vida por la falta de medios y personal”, ha relatado Julia Juan.

La AMPA del Reina Sofía lleva meses denunciando la falta de previsión del Ministerio de Educación y su Dirección Provincial en Melilla, que, a día de hoy, mantiene problemas sin resolver como la licitación del transporte o el comedor escolar. Estos niños, con necesidades especiales, requieren vehículos adaptados y ayuda profesional para asistir a clase. Sin embargo, han pasado dos meses desde que comenzó el curso y el problema sigue sin arreglarse.

Las candidatas de Cs han podido percibir en primera persona la desesperación y la angustia de unos padres que han sido utilizados políticamente sin que nadie se haya acordado de ellos una vez pasadas las elecciones.

Mª Luisa Díaz y Julia Juan han prometido seguir de cerca el asunto y reclamar soluciones al Ministerio. “No se entiende que no se cumpla la Ley. No se trata de PP ni PSOE. Esto va más allá de la política. Aquí se están maltratando a las familias que no pueden hacerse cargo de sus hijos”, ha declarado Mª Luisa Díaz. “Para mí todos estos padres y madres son verdaderos héroes”.

 

Un grave problema no docente

Un centro de estas características no se cubre únicamente con profesores. Las necesidades especiales de los niños requieren personal cualificado que actualmente no existe. El CEE Reina Sofía cuenta tan solo con una enfermera para 122 alumnos, “que no puede darse ni siquiera de baja por enfermedad porque los dejaría desamparados”.

A este problema se suma la falta de cuidadores profesionales, esenciales para niños totalmente dependientes, o de fisioterapeutas. La Ley contempla un fisioterapeuta por cada cinco aulas. El CEE Reina Sofía tiene 20 aulas y, sin embargo, solo cuenta con 1 fisioterapeuta para 122 niños.

Algunos alumnos no van siquiera a clase porque los padres piensan que están mejor cuidados en casa. La verdad es que es lamentable. Es una pena porque los padres y madres no están pidiendo nada extraordinario. Únicamente que se cumpla la Ley. Ellos no se van a rendir, y nosotros tampoco”.